CERCO ROTO | 1979 ‧ Bélico/Drama ‧ 1h 22m


Rusia, junio de 1944. La ofensiva rusa obliga al ejército alemán a abandonar la cabeza del puente Kwai y la Península de Crimea. Aunque la división del sargento Steiner ha sufrido terribles bajas, logra reunir a los supervivientes y deslizarse a través de las líneas americanas para reunirse con el capitán Stransky. Ambos librarán una dura batalla en una ciudad francesa el mismo día en que el general Patton rompe las líneas alemanas en Avranche.




En la historia del cine hay muchas películas absurdas por diversos motivos. CERCO ROTO forma parte de aquéllas que entran en esa categoría porque no se entiende por qué han sido rodadas.

La he visto por curiosidad, aunque ya de entrada es rara de cojones: una película alemana que pretender ser una segunda parte de una película extranjera (británica, aunque dirigida por Peckinpah), LA CRUZ DE HIERRO, protagonizada por soldados alemanes y en la que el protagonista es un Richard Burton haciendo de alemán. ¡Richard Burton, posiblemente el actor que más alemanes haya matado en la historia del cine (a muchos de ellos con muy malas artes), pasándose al otro lado!

De entrada, si James Coburn no estaba disponible podían haberse buscado a alguien físicamente más apropiado para el papel de Steiner. Burton no sólo es que no se le parece en nada (ni siquiera viste igual) sino que estaba ya viejo para el papel (sólo 53 años, pero no muy bien llevados) y además no da el pego como soldado alemán. Robert Mitchum (muy poco papel para además muy poca cosa de película) naturalmente es más creíble como oficial americano, y aunque más viejo que Burton (y también algo viejo para el papel) parece más joven que él.

Fuera de eso, y aunque la película no empieza mal, va perdiendo interés progresivamente. McLaglen no fue nunca un gran director (ni mucho menos el sucesor de John Ford, como dijeron absurdamente de él en el mejor momento de su carrera) pero sí fue un profesional eficiente y un eficaz narrador, pero aquí no sabe imprimir ritmo a una historia que, aún siendo muy corta (apenas unos 80 minutos) se hace más y más pesada y aburrida a medida que se acerca al climax final. No hay emoción, ni tensión, ni dramatismo, ni suspense, y además, aparte de que el hilo principal de la trama está cogido muy por los pelos (y se abandona a la media hora) no hay apenas puntos de contacto entre LA CRUZ DE HIERRO y esta supuesta continuación. Yo no he encontrado aquí ni la mala leche, ni el antimilitarismo ni la atroz violencia, ni el horror de la guerra en estado puro que Peckinpah sí nos mostraba en su película.

Y los actores (unos mejores y otros peores, pero todos solventes) apenas hacen algo más que figurar, normal cuando tampoco tienen papel real que interpretar, ya que apenas hay un solo diálogo, una sola frase, en toda la película, que invite a reflexionar, que valga la pena de ser recordado.

Sí, se puede considerar CERCO ROTO como una película antibelicista (como por otra parte lo son todas las -pocas- películas alemanas de género bélico) pero de eficacia harto dudosa ya que no es capaz de enganchar al espectador.

En fin, probablemente no sea la peor película de guerra que se haya hecho (al menos está correctamente dirigida, y las escenas de acción no están del todo mal) pero sí una de las más insípidas.

Y es sabido (ya lo dijo Hichcock) que una película puede ser mala pero nunca aburrida.


Título original
Breakthrough (Steiner - Das eiserne Kreuz, 2. Teil)
Año
1979
Duración
115 min.
País
Alemania del Oeste (RFA) Alemania del Oeste (RFA)
Dirección
Andrew V. McLaglen
Guion
Peter Berneis, Tony Williamson
Música
Peter Thomas
Fotografía
Tony Imi
Reparto
Richard Burton, Rod Steiger, Robert Mitchum, Véronique Vendell, Werner Pochath, Klaus Löwitsch, Michael Parks, Helmut Griem, Curd Jürgens
Productora
Palladium Film GmbH Spielfilmproduktion 2 KG, Rapid Film
Género
Bélico | II Guerra Mundial. Secuela

Comentarios