EL VENGADOR TÓXICO | 1984 ‧ Terror/Comedia ‧ 1h 50m


Melvin, el limpiador de un gimnasio de la pequeña localidad de Tromaville, cae en una cuba radioactiva cuando huye de una pandilla de jóvenes. Las radiaciones le convertirán en un monstruoso mutante con superpoderes, los cuales usará para liberar del mal a la ciudad...





Abusos al pringao de turno, chicas que bailan sensualmente sin música, tetas, gimansios, drogas, borrachos, coches a toda mecha, atropellos, carreras, explosiones, accidentes, niños muertos, viejas golpeadas, perros disparados, violaciones, EL MEJOR GORE, superhéroes, escenas de amor de lo más cutre, masturbaciones, alcaldes corruptos que juegan al póker, peleas callejeras, sangre, más sagre y mucha más sangre, humor negro, humor negrísimo, humor malísimo, saludos hitlerianos, prostitutas de 12 años, palabrotas...
Todo esto y mucho más que ahora mismo no recuerdo se condensan en 75 frenéticos minutos, lejos de aquellas películas gore-cómicas del estilo de "Yo compré una moto vampiro" donde a un chiste le suceden 25 minutos de aburrimiento. Aquí, tras una muerte hay otra, y ésta más sangrienta; y tras un chiste, otro, y otro...
Y todo con un fondo donde se premia el civismo y se denuncia el calentamiento global. ¿Qué más puedes pedir?

Las películas de la Troma no se pueden tomar en serio, son gamberras, estupidas, mal hechas pero tienen unos puntazos tremendos de humor negro que no se puede quitar mérito, es una de las películas más brutas, absurdas y cutres que he visto en mi vida, pero no por eso tiene que ser mala, es decir cuando un producto cutre intenta aspirar a algo que no es si merece una severa crítica pero cuando tratamos con subproductos como la saga de "El vengador tóxico" donde lo cutre es cutre y aún lo parece más no merece un desdén tan grande por parte del público.
Es una película cutre, pero no mala. La cutrez forma parte del mensaje, una crítica feroz contra la hipocresía del sistema, donde los jóvenes sólo se preocupan del físico y las diversiones mientras los "gordos" (en este caso el "supergordo") controlan a su antojo un sistema corrupto. Y algo importantísimo: te partes de risa viéndola. Como cualquier película gore, no es apta para personas de estómago sensible.

Título original
The Toxic Avenger
Año
1984
Duración
79 min.
País
Estados Unidos Estados Unidos
Dirección
Michael Herz, Lloyd Kaufman
Guion
Joe Ritter
Música
Mark Hoffman, Dean Summers
Fotografía
Lloyd Kaufman, James A. Lebovitz
Reparto
Andree Maranda, Mitchell Cohen, Jennifer Baptist, Cindy Manion, Robert Prichard, Gary Schneider, Mark Torgi
Productora
Troma Films
Género
Terror | Gore. Serie B. Película de culto. Comedia de terror

Comentarios